Buscador web


Paraula:


Destacats







Notícies

SHERLOCK ORT

26 de Desembre de 2019

 

Aquest curs, els alumnes de 5é han començat a treballar l’ortografia d’una forma més lúdica i motivadora. Per mitjà de “Las aventures de Sherlock Ort”, es claven en la pell d’este peculiar detectiu ortogràfic i del seu ajudant, el doctor John Grafson, per resoldre els casos més inquietants.

 

D'aquesta manera, cada cert temps, se'ls presenta un episodi on resoldre un cas ajudant-se de la seua destresa ortogràfica.

 

Cada capítol tracta un cas diferent, amb un mateix fil conductor i coherència narrativa: atrapar al malvat vilà James Malorty, qui farà tot el possible per acabar amb Sherlock.

 

Els diferents episodis es desenvolupen amb una dinàmica similar: avançar els diferents enigmes i reptes que van apareixent per a acabar superant el cas principal.

 

Fins ara han sigut 4 els episodis “estrenats” i després de les vacances de Nadal, s’enfrontaran a dos nous episodis que tanquen el que seria la primera temporada de les aventures. Posteriorment i fins a final de curs, s’embarcaran en la temporada 2.

 

Els alumnes es mostren molt motivats i estan contínuament impacients de fer un nou episodi.

 

Podrem resoldre tots els casos?

Elemental, el meu volgut Grafson.


Compartir en xarxes socials:




Galeria d'imatges associada:


Calendari del Mes


Juliol 2020

LMMJVSD
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

El temps a Gandia

Nº Visites: 6292376

L'Any amb Calassanç

"1. El deseo de sacar el mayor provecho como corresponde a verdaderos religiosos, acrecentado por un verdadero celo por el progreso de los niños pobres no sólo instruyéndolos sino encaminándolos al verdadero culto de Dios, nos estimula continuamente a buscar el modo de poder incrementar tan piadoso Instituto. Para lo cual parece grave inconveniente el estar sin iglesia o bien oratorio público donde libremente, sin depender de nadie, puedan ejercitarse dichos muchachos en el servicio de Dios enseñándoles la doctrina cristiana y todo lo perteneciente al verdadero cristiano. Por ello, la piedad que ha mostrado claramente S. A. Serma. para con nosotros siervos devotísimos suyos, nos mueve a suplicarle con la mayor reverencia que sea posible, que mande una carta dirigida o al Capítulo de s. Eustaquio, Diaconía de V. A. Serma., o a otros a quienes corresponda, para que, dada la cercanía de s. Pantaleón, iglesia filial de dicho Capítulo, se nos encomiende su cuidado, y quiera en esto interponer su favor y ayuda, pues sin gran perjuicio para ellos, podrán comprender que será de público provecho (Al card. Mauricio de Saboya, Turín, 108-1622). 2. Respecto a los muchachos que andan ociosos, pongan toda diligencia para que vayan a trabajar o a la escuela o haga que el prefecto de la ciudad ponga un poco de su autoridad, pues así se decidirán a ocuparse en alguna cosa y no estarán ociosos. Respecto a Spineta y otros que quieren venir a la escuela, podrán ser recibidos, pero con la advertencia de que, si dan mal ejemplo, serán castigados y que deben preocuparse de aprender y no perder el tiempo, y si no basta la fuerza y autoridad del maestro se usará la de los superiores. Pero si vienen a las escuelas, que sea con ánimo de estudiar y sacar provecho y si no, que no vengan. Haga además que se confiesen con frecuencia y que comulguen también los grandes, pues los sacramentos suelen iluminar mucho el entendimiento y, si se frecuentan con devoción, suelen inflamar la voluntad para aborrecer el pecado y amar las obras de virtud. Insista mucho en esto, que es el todo de nuestro Instituto, y recibirá de Dios gran recompensa (Al P. Castilla, Frascati, 471-1626). 3. V. R. junto con el P. Antonio M.a insistan con mucho empeño en que se aprenda a escribir y ábaco, porque esta clase estará mucho mejor en manos de un sacerdote que de un hermano (Al P. Peri, Nápoles, 2751-1637). 4. Si V. R. me escribe sus necesidades, yo como pueda, con la oración y el consejo procuraré ayudarle:, y no piense que yo me creo fácilmente todo lo que se escribe, y le aseguro que de Vd. no tengo queja alguna:, sólo le recuerdo que atienda a la perfección y a la observancia religiosa, que es la que nos ha de salvar (Al P. V. Berro, Nápoles, 4113-1643)."

Destacats