Buscador web


Paraula:


Destacats







Notícies

Presentació del llibre L'ermita de Santa Anna

1 de Desembre de 2011

El dia 27 de novembre, a les 12 hores, s’ha presentat a l’ermita de Santa Anna de Gandia, el llibre L’ermita de Santa Anna, de Miguel Vercher Navarro, editat pel CEIC Alfons el Vell, en la col·lecció “Quaderns Comarcals”, núm. 25. L’ermita ha estat insuficient per a acollir els prop de 200 assistents, que han seguit amb gran atenció l’acte de presentació. Amb la intervenció d’Enric Ferrer Solivares, en nom del CEIC Alfons el Vell, ha començat l’acte. En el seu parlament ha explicat les línies fonamentals de l’obra, el seu caràcter d’homenatge al P. Vicent Faus, restaurador de l’ermita, i el significat de l’històric edifici en la seua doble vessant espiritual i cultural.

A continuació l’autor, a més d’agrair la col·laboració de persones i institucions, ha explicat la seua vinculació a l’ermita des de ben jove fins a la realització del llibre. Després dels parlaments, el nombrós públic ha pogut visitar algunes de les dependències de l’ermita i conèixer algunes de les seues expressions artístiques de més importància. L’assistència de diversos regidors de l’ajuntament de Gandia, representats de l’Escola Pia, la Companyia de Jesús, membres de l’Associació de Veïns i Setmana Santa del barri de Santa Anna, amb el Director i alguns membres del CEIC Alfons el Vell, envoltats tots per un públic ben receptiu, ha fet que l’acte de presentació del llibre assolira un alt grau de satisfacció per a tots els assistents.


Compartir en xarxes socials:




Descàrrega de documents:




Galeria d'imatges associada:


Calendari del Mes


Juliol 2019

LMMJVSD
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031    

El temps a Gandia

Nº Visites: 4842742

L'Any amb Calassanç

"1. Cada semana espero noticias de los progresos de esa casa de Palermo, porque estando bien distribuidos los sujetos según su propio talento y procurando tenerlos a todos unidos en santa paz, las cosas no pueden marchar sino bien. Prohíbanse sobre todo los conventículos e introdúzcase el silencio, si quiere que el Espíritu Santo habite entre los nuestros, de otra manera el enemigo se encontrará siempre en los conventículos y las pequeñeces que podrían remediarse notificándolas al Superior, se las hará parecer grandes (Al P. Alacchi, Palermo, 2559-1636). 2. Sobre los novicios mire de no admitir a la vestición sino a personas de buen ingenio y que no sean demasiado pequeñas de estatura:, para Hermanos Operarios no admita si no saben algún oficio como sastre, carpintero, albañil, cocinero, zapatero, que son oficios necesarios a la religión (ídem). 3. Nunca deje V.R. de aconsejarse con el H. Marco Antonio:, lo tengo por hombre sincero y Dios suele manifestar muchas veces su voluntad a través de los ignorantes más que a través de los sabios. Estoy también convencido de que el P. Juan Domingo de la Cruz, encargándose de los novicios y también de los que no tienen tres años de profesión, como mandan las Constituciones, conseguirá mucho fruto. He preparado tres habitaciones para hacer volver en razón a quien tiene necesidad y comienzan a producir efecto. Por lo demás, aquí las cosas siguen bien, aunque en todo lugar donde se pretende servir a Dios, de cada doce hay al menos uno que hace las funciones de Judas, es decir, murmurar de las obras de los demás y desviar a otros del camino de la perfección. Si se pudiera ver el interior, Dios sabe si por cada doce habría dos o tres o quizás más. Vea a qué miseria quedan reducidas las Religiones (ídem). 4. Me parece que el H. Carlos es digno de una gran mortificación, y no se tenía que haber aceptado sin la obediencia por escrito de su Superior, no siendo suficiente que diga: «me manda el Provincial»:, este Hermano ha estado muchos días donde le ha gustado, sin obediencia, porque así lo ha querido:, hacen muy mal los Superiores recibiendo a uno sin obediencia como si la tuviera. Se le debe tener retirado, haciendo ejercicios espirituales hasta conocer la causa del Superior de la casa de la que ha salido, ya que de otra manera cuando no le guste una casa se irá a otra (Al P. Tocco, Carmañola, 2903-1638). 5. Cuando no quieren aprender espíritu y oración, no sirven más para la Religión (Al P. Scassellati, Pisa, 3667-1641)."

Destacats